La lámpara de lava

Índice de contenidos

La lámpara de lava es un tipo de luminaria muy interesante. El modelo original fue elaborado en 1963 y desde el primer momento se pensó para un uso decorativo más que de iluminación. Su divertido y llamativo diseño ha llamado la atención de las personas a lo largo de los años, siendo la lámpara de lava un modelo de luminaria que nunca pasa de moda.

La estética utilizada en la inmensa mayoría de lámparas de lava suele representarse como gotas de cera dentro de un recipiente que cuenta con un líquido muy denso en donde se mueven de manera totalmente aleatoria, simulando la corriente de la lava. Sus colores y formas suelen contar con un aspecto psicodélico, por lo que será una gran opción para los aficionados de esta temática.

Lámparas de lava caseras

Algunas personas han buscado y aprendido a elaborar lámparas de lava caseras. Esto se debe al gran interés con el que cuentan sus usuarios, tanto a nivel decorativo y estético como a nivel científico en otras ocasiones.

En multitud de lugares y centros formativos se han realizado experimentos y prácticas que consisten en la creación de lámparas de lava caseras por parte de los alumnos.

lamparas-de-lava-caseras

Si tienes mucho interés en elaborar tus propias lámparas de lava caseras sólo queremos recomendarte el realizar un buen uso de los materiales y el tener cierto cuidado con los distintos componentes necesarios para su fabricación.

Otra de nuestras recomendaciones de seguridad una vez hayas construido tu luminaria de este tipo será que no tengas tu lámpara de lava casera conectada o encendida durante un largo periodo de tiempo.

Lámparas de lava grandes

Las lámparas de lava cuentan con multitud de modelos en la actualidad, sin embargo los más populares son aquellos que cuentan con una estructura completamente grande.

Contar con una lámpara de lava grande será incluso un entretenimiento puesto que el recorrido que realicen las burbujas de cera podrá ser más variado e interesante. Si sueles distraerte y pasar el tiempo observando este tipo de cosas las lámparas de lava grandes te encantarán.

También hay usuarios a los que no les convence del todo el uso de lámparas de lava grandes, prefiriendo un tamaño más acorde para su incorporación en mesitas de noche u otros muebles de un tamaño mucho más reducido.

Nosotros, al ser una lámpara completamente decorativa, preferimos las lámparas de lava de grandes tamaños.

¿Cómo funcionan las lámparas de lava?

Las lámparas de lava funcionan de manera que su bombilla calienta la parte inferior de su estructura, dejando fría la parte superior. Con ello la cera se calentará al bajar a la base de la lámpara mientras que se enfriará al llegar a su parte más alta, creando el vaivén de movimientos que realiza.

cómo-funcionan-las-lámparas-de-lava

En la gran mayoría de ocasiones estas lámparas utilizan un rollo metálico en la parte baja de su estructura. Este ayuda a aglomerar las gotas generadas más pequeñas, obteniendo una menor cantidad de gotas pero consiguiendo un mayor tamaño.

La estacionalidad también influirá en ello, siendo más pequeñas las gotas en verano y más grandes en invierno.

¿Cómo se hacen lámparas de lava?

Hacer una lámpara de lava es muy sencillo y popular, como bien hemos explicado en el apartado de lámparas de lava caseras.

Para conseguirlo tan sólo necesitarás preparar una bombilla, una botella llena de agua que sea de cristal, cera translúcida, cable metálico en formato de rollo y un cono metálico de pequeño tamaño para colocar en su extremo superior.

Cómo-se-hacen-lámparas-de-lava

Se necesitará contar con una diferencia de unos pocos grados de cara a la parte superior e inferior del interior de la lámpara.

Es recomendable mezclar la cera utilizada con tetracloroetileno ya que obtendrás un resultado mucho más similar en su composición a la del agua que utilicemos, mejorando el flujo de la lámpara de lava.